Mmm... No!

Pies hinchados

Actualizado: abril 3rd, 2019 at

Los pies hinchados son una condición también conocida como edema periférico, que usualmente no debe ser tema de preocupación cuando se ha caminado demasiado.

Le puede interesar:

Sin embargo, cuando los pies hinchados se convierten en una condición crónica o esta se acompaña de otros síntomas, puede ser un indicador de problemas graves de salud.

En este artículo examinaremos las posibles causas de los pies hinchados y en qué momento se debe recibir atención médica.

Los pies hinchados puede ser indicadores de condiciones como:

Complicaciones en el embarazo

Cuando una mujer se encuentra en estado de embarazo, un poco de hinchazón en los pies y los tobillos es normal.

Sin embrago, cuando la hinchazón de los pies y tobillos aparece repentinamente, generalmente es un signo de preeclampsia.

La preeclampsia, es una condición grave relacionada con la presión arterial y elevados niveles de proteína, que generalmente aparece en la semana 20 del embarazo.

Si sus pies hinchados vienen acompañados de severos dolores abdominales, dolores de cabeza, disminución en la cantidad de orina, náuseas, vómitos o cambios en la visión, debe buscar atención medica de inmediato.

Lesión del tobillo

La hinchazón de los pies también ocurre debido a un esguince de tobillo, que se presenta cuando la persona da un paso en falso torciéndose el pie y haciendo que el conjunto de ligamentos que sujetan el tobillo se estiren más allá de su rango normal.

Para reducir la hinchazón del tobillo debido a una lesión, lo más recomendable es el reposo de la articulación.

Se debe evitar caminar y adicionalmente, mantener el pie por encima del nivel de corazón con el fin de disminuir la hinchazón y aliviar al dolor.

Otra forma de aliviar la hinchazón es aplicando frío con un paquete de hielo.

El hielo no debe colocarse directamente sobre la piel, si no envuelto en una toalla o envoltura plástica.

Sin embargo, lo más recomendable es aplicar el frío con paquetes de gel que se enfrían en la nevera y se adaptan a la forma del tobillo.

Esta forma más eficaz ya que cubre la mayor parte del área afectada, El frío se puede aplicar en tres sesiones de 15 a 20 minutos.

Después aplicar el frío, envuelva el pie en una banda elástica y elévelo.

Consulte con su medico en el caso de seguir con los pies hinchados después de haber aplicado frío y haber estado en reposo.

Linfedema

Los pies hinchados pueden aparecer debido a una acumulación de líquido linfático en los tejidos del pie, debido a problemas en los vasos linfáticos o ausencia de ganglios debido a su extirpación.

La linfa es un líquido rico en proteínas que normalmente se desplaza a través de una extensa red de vasos capilares.

Esta es filtrada a través de los ganglios linfáticos que atrapan y destruyen las sustancias no deseadas, como bacterias y toxinas.

Así pues, cuando hay problemas en los vasos o ganglios linfáticos, el movimiento de fluido puede verse obstaculizado. Si no se trata a tiempo, puede afectar las funciones de cicatrización, generar infecciones y deformidades.

El linfedema es común en pacientes con cáncer, después de un tratamiento de radioterapia o la extirpación de los ganglios linfáticos.

Si usted esta o, a experimentado alguno de estos tratamientos y tiene sus pies hinchados, debe consultar de inmediato con su medico

Insuficiencia venosa

Los pies hinchados son a menudo un síntoma precoz de insuficiencia venosa.

La insuficiencia venosa es una condición en la que la sangre no fluye adecuadamente desde las extremidades inferiores el corazón.

En condiciones normales, las venas llevan de vuelta la sangre al corazón mediante válvulas dispuestas en el interior de estas.

Cuando estas válvulas se dañan o debilitan, la sangre se filtra a través de los vasos sanguíneos y se presentan fugas de este hacia los tejidos blandos de las extremidades inferiores, especialmente los tejidos de los tobillos y los pies.

La insuficiencia venosa crónica puede desarrollar cambios en la piel, ulceras e infecciones.

Si usted tiene los pies hinchados con signos de insuficiencia venosa debe consultar con su médico de inmediato

Infecciones

Los pies hinchados pueden ser un signo de infección sobre todo en las personas con pie diabético, neuropatías u otros problemas en el sistema nervioso de los pies.

Si usted sufre de diabetes, es conveniente que revise sus pies todos los días con el fin de detectar ampollas o llagas.

Esto porque, el daño en los nervios puede disminuir la sensación de dolor y permitiendo que cualquier problema en los pies progrese rápidamente.

Si usted nota un pinchazo o ampolla que parezca estar infectada, busque atención medica de inmediato

Coágulos

Cuando se forman coágulos de sangre en el sistema venoso de las piernas, estos pueden afectar el retorno normal de la sangre desde las extremidades inferiores al corazón, causando hinchazón en los pies.

Los coágulos de sangre pueden ser superficiales como aquellos que se producen en la venas justo debajo de la piel, o profundos.

Cuando los coágulos son profundos, generan una condición llamada trombosis venosa profunda.

Cuando estos coágulos pueden ser potencialmente mortales cuando se desprenden y viajan al corazón o los pulmones a raves del torrente sanguíneo.

Si usted tiene los pies hinchados acompañado de dolor, un poco de fiebre y cambio en el color de la piel de las piernas o los pies, acuda inmediatamente al médico porque podría necesitar urgentemente, un tratamiento con anticoagulantes

Insuficiencia cardíaca, renal o hepática

En algunas ocasiones los pies hinchados pueden ser un signo de insuficiencia cardiaca, renal o hepática

El mal funcionamiento de los riñones puede causar un acumulamiento de líquido en el cuerpo.

De igual manera, la enfermedad hepática y la insuficiencia cardíaca, son condiciones que están relacionadas con la baja  producción de una proteína llamada albumina (Hipoalbuminemia), que impide que la sangre se escape de los vasos sanguíneos a los tejidos circundantes.

Debido a su gravedad, la acumulación de líquido ocasionada por la insuficiencia renal y la fuga de fluidos por la enfermedad hepática, o una posible insuficiencia cardíaca, en cualquiera de los 3 casos, estos fluidos se acumulen en las extremidades inferiores, causando hinchazón de los pies, aunque también pueden acumularse en el abdomen, y el pecho.

Si los pies hinchados vienen acompañados de síntomas como fatiga, pérdida de apetito, y aumento de peso, es necesario consultar con su médico.

Si tiene dificultad para respirar o tiene dolor de pecho debe acudir de inmediato a la sala de urgencias más cercana.

Efectos secundarios de medicamentos

La hinchazón de los pies puede ser un efecto secundario de algunos medicamentos entre los que podemos incluir:

Si usted sospecha que sus pies hinchados están relacionados con la utilización de algún medicamento debe consultar con su médico.

Aunque los beneficios de los medicamentos pueden hacer que valga la pena el aguantar un poco de hinchazón en los pies o tobillos, cuando los pies hinchados se convierten en una molestia grave o generen otras condiciones, debe ser necesario cambiar le medicamento o modificar las dosis según la indicación médica.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies